3 razones para poner cáscara de escaramujo en la vida de tu perro Septiembre 3, 2015 01:10 10 Comentarios

pienso natural para perros

El escaramujo es el fruto rojo (o naranja) de los rosales, en concreto del rosal silvestre. Su uso es bastante común en infusiones e incluso en algunos países hasta se añade a las sopas. Pero es su cáscara donde encontraremos su verdadero encanto, se trata de uno de esos alimentos mágicos y naturales que conviene tener muy a mano en algunos momentos de la vida de nuestro perro. Revisamos contigo sus beneficios.

1. Gran poder antioxidante

Son varios los estudios que se han realizado acerca del uso de este ingrediente en las dietas humanas y sus efectos en diversos aspectos en el rendimiento físico debidos a sus antioxidantes (como el licopeno), incluso se ha aplicado con éxito en tratamientos a caballos de carreras. Pero últimamente, se han podido comprobar también en perros (A.Ragone 2010). Así, se ha podido validar que con tratamientos de en torno a 12 semanas, los resultados frente al grupo Placebo* (ver nota) fueron los siguientes:
  • Mayor capacidad de trabajo
  • Mayor resistencia
  • Mayor agilidad
  • Mayor velocidad
  • Más ganas de actividad, incluido el entrenamiento
  • Mejor humor y ganas de jugar
  • Mayor calidad del pelo
nota: cuando se analiza el efecto de un ingrediente o fármaco siempre se usa un grupo de control para verificar que el grupo que toma el medicamento realmente presenta beneficios (y a veces contraindicaciones) que son científicamente válidos y no subjetivos. En grupos de humanos, el grupo placebo es aquél al que se le dice que se le va a dar el fármaco u objeto de estudio pero al que realmente se le da algo inocuo (a veces incluso cápsulas de agua con azúcar). El término se usa comúnmente en todos los análisis clínicos.
pienso natural para perros
2. Un verdadero anti-inflamatorio natural

Aunque no tan eficaz como el mejillón de labio verde, la cáscara de escaramujo se probó por primera vez como antiinflamatorio y cicatrizante por un granjero danés llamado Erik Hansen que descubrió hace 20 años que el polvo seco de este producto le calmaba el dolor articular, convirtiéndose en Europa en un remedio natural para la artritis. Existen hasta 7 estudios sobre más de 300 personas que apuntan a los siguientes beneficios sobre el grupo placebo:
  • Alivio del dolor articular
  • Mayor flexibilidad
  • Mayores niveles de energía
  • Mayor sensación de bienestar
Aunque todavía no existen estudios clínicos en perros, los tratamientos con cáscara de escaramujo han proporcionado resultados visibles muy similares a los obtenidos en pruebas humanas.

3. El campeón de la vitamina C

El escaramujo es una de las fuentes vegetales más ricas en vitamina C, conteniendo de 1700 a 2000 mg por cada 100gr (la cantidad diaria recomendada para un hombre adulto es de unos 90mg). Sus niveles de vitamina C (pero también A y B) son considerables incluso en infusiones.

Hemos hablado alguna vez de que tanto perros como gatos, contrariamente a los humanos, pueden sintetizar su propia vitamina C, por lo que no es esencial para ellos, sin embargo, algunos estados de estrés o ansiedad se pueden reducir significativamente las defensas pudiendo dar lugar a enfermedades y depresiones. Un aporte de vitamina C es entonces algo muy recomendable para ayudar a las sistema inmunológico.

Si queréis probarlo, siempre es mejor acudir a una fuente natural ya que, como sabéis, no es lo mismo la vitamina C contenida en una naranja que su equivalente químico (sintetizable) ácido ascórbico en términos de absorción. Además, es más recomendable acudir a la cáscara que al polvo de escaramujo, que usualmente contiene también la pepita, que es menos rica en vitamina C.

La dosis que deberías aportar a tu perro es de un gramo (1g) diario por cada 10 kilos de peso. Si una cucharadita de té rasa son unos 3 gramos, para un perro de 30 kilos bastaría una cucharadita de té rasa con una de las comidas.

Bueno, esperamos que esto os anime a probar este superalimento que también puedes encontrar aquí. Para cualquier duda podéis poneros en contacto con nosotros en cualquier momento.

Si estáis interesados en profundizar, aquí os dejamos unas fuentes:

A systematic review on Rosa Canina - C. Chrubrasik
A herbal Remedy - A. Ragone

Fotos gracias a die.tine y catlovers @flickr